Los transgénicos en el plato de cada día

Aquí nuevamente con esta problemática gravísima: el avance continuo de los transgénicos. Problema que nos invade por todos lados, lo miremos o no, nos ocupemos o lo dejemos pendiente.
Por favor, nos tiene que quedar claro que no es solo una problemática de salud individual, es decir, yo no como, a mí no me afecta. Es algo que puede destruir a niveles irreparables el ecosistema, la organización social, la biodiversidad y la cultura.
Bueno sería preguntarnos ¿qué hacemos para frenar esta locura? …o al menos, tratar de no fomentarla con el alimento que ponemos en nuestra mesa, día a día.
El maíz y la soja transgénica está introducida en una enorme cantidad de alimentos, de forma “camuflada” u oculta para la gran mayoría de los consumidores, aún para los “naturistas” y vegetarianos.

 Cuando tomamos una bebida, un jugo, una gaseosa o compramos una barrita de cereal que tiene JMAF (jarabe de maíz de alta fructosa), es probable que estemos ingiriendo transgénicos.
El JMAF se obtiene del maíz y más del 70% del maíz que se siembra hoy es transgénico. Del maíz también se obtiene la fécula o almidón, que se usa en gran cantidad de galletitas, productos tipo snacks y alimentos para celíacos.
Los copos de maíz, otro producto frecuente en la mesa de vegetarianos y naturistas, no sólo es probable que el origen sea transgénico, sino que además el método de producción, a altísimas temperaturas, desnaturaliza cualquier sustancia vital que pudiese quedarle al maíz.
Cuando compramos hamburguesas o milanesas de soja, jugos con leche de soja, soja texturizada, proteína vegetal, lecitina o emulsionante; casi con seguridad que comemos transgénicos y contribuimos con este sistema perverso.

Aquí les dejamos un video donde se puede ver con claridad el desastre social y ecológico que está generando las soja RR La Cosecha amarga y también un breve video sobre la problemática del maíz, “El último maíz criollo”.

Otros posts que pueden interesarte

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *